Brillan las gotas
al sol de mediodía.
Cuatro gorriones.

16 Comments:

maria del carmen nazer said...

Precioso HAIKU maestro !!
pero hoy es miércoles. ¿cambiaste de día ?
Un abrazo gigante !!
¡BUEN DESCANSO !!! :)

Juan Carlos Durilén said...

Gracias, María del Carmen.
Aprecio tu compañía y admiro el hecho que estés tan atenta.
Ocurre que últimamente estoy teniendo algún problema técnico con Blogger, por lo que hoy hice una prueba algo anticipada y parece haberse solucionado.

Otro abrazo, y que tú también tengas un buen descanso.

lena alondra said...

qué dulce imagen, hoy me ha dado alegría :)
un abrazo!

Juan Carlos Durilén said...

Gracias, Claudia, por tu hermoso comentario.
Me alegra tu alegría...

Otro abrazo.

gorka said...

Sugerente momento el que compartes, amigo.

Un fuerte abrazo.

紅葉 momiji said...

Muy bonito. Transmite alegría. EL propio brillo de las gotas y los gorriones.

Un abrazo

Juan Carlos Durilén said...

Gracias, Gorka.
Uno de los tantos momentos que a diario nos sorprenden.

El placer de compartirlo.

Un abrazo.

Juan Carlos Durilén said...

Muchas gracias, momiji.
Tus palabras reflejan fielmente lo acontecido; aquello que el haiku intenta encerrar.
Aprecio tu visita, amigo.

Otro abrazo.

Xaro La said...

Qué bonito Juan Carlos, tiene ese sabor que alegra, que da vida...me gusta mucho, mucho

Un gran abrazo amigo JC

Juan Carlos Durilén said...

Gracias, querida Xaro.
También tu visita me alegra.
Y saber que estas pequeñas escenas domésticas suman algo grato en el día que tenemos la fortuna de vivir.

Otro abrazo, amiga.

karin rosenkranz said...

momento que para cualquiera es insignificante. no para los que escribimos haikus...
saludos

Juan Carlos Durilén said...

Gracias, Karin, por tu visita y tus palabras.
En este transcurrir continuo cada momento es único e irrepetible. La vida fluye con sus pequeños y grandes aconteceres.
El poeta y lector de haiku ve en ellos la expresión del todo.

Un abrazo, amiga.

Rosamaria Ruperez said...



!!Que momento mas apacible!!

y con semejante hermosa y sencilla

visión.

(Gotas que brillan...gorriones y sol)

Un abrazo querido Juan Carlos.

Juan Carlos Durilén said...

Gracias, Rosamaría.
Hermoso tu comentario. Me alegra que el haiku provoque en ti tales sensaciones.
Un placer compartir momentos así.

Otro abrazo, amiga.

Alberasan said...

El brillo... siempre sorprende y atrapa al haijin... y esos cuatro gorriones que son como gotas de ave con su propio destello... me gusta la forma en que cerraste el haiku.
Un abrazo Juan Carlos, hasta pronto

Juan Carlos Durilén said...

Gracias, Alfredo.
En verdad es una pequeña fiesta casera que vivimos a diario: ver cómo se bañan nuestros alados amigos...
Lo disfrutan ellos tanto como nosotros.

Me alegra tu visita.

Otro abrazo.