Se va la tarde...
su sol amarillento
queda en las hojas.

4 Comments:

Ana Vera said...

¡¡Hermosas hojas otoñales!! Qué contraste con los árboles aquí, ahora verdes en estas latitudes.

Juan Carlos Durilén said...

Así es, Ana.
Cada uno viviendo una estación distinta. Y cada estación con su encanto.

Gracias por pasar y detenerte.

Un abrazo.

maria del carmen nazer said...

Juan Carlos querido ! te me has perdido.
Acá estoy, siempre admirándote y admirando esa tarde que se va y contagia la nostalgia.
Ando jugando con TANKAS y HAIKUS no míos . Cada vez que los pongo pienso en vos ¡me va a matar ! me digo (es una broma )
Un abrazo gigante .

Juan Carlos Durilén said...

Gracias, María del Carmen.
Siempre tu visita y tus palabras reconfortan.
Es verdad; ando algo perdido. Ocurre que he tenido problemas con mi servidor de Internet y quizás también con Blogger. Espero que todo se vaya solucionando.

Me alegro por esos tankas y haikus. Veo que no puedes separarte de estas bellas expresiones breves. Pasaré por tu rinconcito acogedor.

Otro abrazo, amiga.